Ens Uneix acepta el ofrecimiento de gobernar la Mancomunitat con PP y Compromís

La formación municipalista asumirá la gestión del refugio comarcal y el área de servicios sociales y destaca que “hay que hacer un acto de responsabilidad” en un momento delicado para la entidad


La formación municipalista Ens Uneix en La Vall d’Albaida ha aceptado el ofrecimiento del Partido Popular de formar parte del Gobierno de la Mancomunitat de Municipis comarcal con este partido y con Compromís. Así lo ha confirmado el secretario de Organización de Ens Uneix en La Vall d’Albaida, Jordi Vila, quien ha destacado que en un momento delicado para la Mancomunitat “hay que hacer un acto de responsabilidad para que los vecinos y vecinas de la comarca puedan acceder a los servicios que presta esta entidad”.

En concreto, en el nuevo gobierno que conformarán PP, Compromís y Ens Uneix, los municipalistas propondrán asumir la gestión del refugio comarcal y el área de Servicios Sociales, a través de los alcaldes del Palomar, Jordi Vila y Benicolet, Iván Martínez, así como la representación de la Mancomunitat en la Fundación Universitaria Campus Ontinyent con la 1ª teniente de alcalde ontinyentina Natàlia Enguix, y al Fons Valencià per la Solidaritat con el alcalde de Ontinyent, Jorge Rodríguez.

Desde Ens Uneix se ha valorado positivamente que PP y Compromís coincidan en el planteamiento que inicialmente ya propuso Ens Uneix de un gobierno de varios partidos donde estuvieron todas aquellas formaciones “con verdaderas ganas de trabajar por la comarca”. En este sentido, se ha lamentado que después de 8 años presidiendo la Mancomunidad, “el PSPV-PSOE opte por no sumarse al trabajo para relanzarla”.

Jordi Vila remarcaba que dentro del acuerdo para conformar el nuevo gobierno “ha sido clave el compromiso del Presidente de adaptar los estatutos de la Mancomunitat a la ley vigente, aprobada en 2019, que determina que los municipios tienen que tener una representatividad en estos órganos proporcional a su cifra poblacional y aportación económica. La situación que tenemos hasta ahora no respeta esta ley y por tanto es una ilegalidad. Ontinyent, l’Olleria o Albaida tienen una carga económica muy superior a su representación, y se ha pactado que los municipios tengan un peso parecido a la carga económica que asumen y a su volumen poblacional”, destacaba.

ES NOTICIA EN COPE

ULTIMA HORA